Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» El Foro cierra pero Skype es eterno.
Miér Oct 23, 2013 12:47 am por Jack Daniels

» Afiliación Strong World [Élite]
Dom Ago 11, 2013 3:24 pm por Invitado

» O.W. {Foro rol anime} normal
Sáb Ago 10, 2013 3:11 am por Invitado

» Jung Sang Art School {Normal}
Jue Ago 01, 2013 5:35 pm por Invitado

» Afiliación a VirtualWorld
Sáb Jul 27, 2013 11:31 am por Invitado

» Petición de experiencia (Activa)
Vie Jul 26, 2013 9:27 am por Aoi Revenge

» Capítulo uno - Primer encuentro.
Vie Jul 26, 2013 6:48 am por Aoi Revenge

» PRIMER CENSO GLOBAL. [18/07/13 - 26/07/13]
Jue Jul 25, 2013 6:36 pm por Adán D. Romalia

» "The Peacemaker"
Jue Jul 25, 2013 1:00 am por Aoi Revenge

» ~~Aburrimiento, Balas, Puños y un pajaro muerto~~
Miér Jul 24, 2013 9:06 pm por Jean Vancroux

One Piece World

Memento Teen Titans New Generation
'Ndrangheta

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 24 el Jue Jul 04, 2013 2:06 pm.

[FIC] Entrenamientos de Haine Evans

Ir abajo

[FIC] Entrenamientos de Haine Evans

Mensaje por Haine Evans el Sáb Jul 13, 2013 3:44 pm

Entrenamiento #1


La luna se encontraba en su punto más alto y en su fase más redonda y brillante, gloriosa y reinante en su palacio “la noche” sobre un mar tranquilo, inmenso y cristalino, que le servía a aquel hermoso astro de espejo, en el que incluso parecía brillar con mas fulgor, haciendo gala de su complejo de Edipo… transformando en una experiencia casi religioso el salir a disfrutar el fresco puro aire del mar, que golpeaba aquel gran buque de guerra del gobierno desde el oeste, provocando ligeras olas sobre las que se veía pasearse a algunos reyes marinos… esto debido a que en estos momento se encontraban cruzando el caml beath con el único propósito de llegar al east blue… un viaje que sería mortal de no ser por la cubierta de kairoseki del barco.
En esa hermosa noche Evans se encontraba recostado sobre una cilla para tomar sol del barco, localizada en la popa del barco, donde leyendo un libro de Borges, esperaba ese momento entre las doce y cuatro de la mañana en el que la cubierta del barco perdía toda presencia de vida humana y de este modo poder practicar sus técnicas de Rokushiki… las cuales debían permanecer secretas para aquella tripulación que en general constaba de estudiantes marinos, haciendo su servicio social en trabajos forzados, siendo Haine para estos, un elegante burócrata bien vestido con una afición por las espadas.

El tiempo transcurrió lento metido en las páginas de aquel libro, el cual terminaría el albino a la vez a la vez que el último hombre sobre el barco se acercaba a este a preguntarle si algo mas se le ofrecía a lo que el alvino respondió moviendo su cabeza en negativa, dándole a notar que solo deseaba la soledad, la cual este le sedería descendiendo al interior del barco para tomar su merecido descanso de la guarida ¿y por qué no? Tal vez tomar una copa con sus demás compañeros para amenizar el sueño.

Ya en completa soledad Haine se coloco de pie y estiro levemente su cuerpo sin vida, postrando su mirada en el horizonte negro azulado, como si de un saludo se tratase levantando su pierna derecha en un movimiento rápido y fuerte, arrojo una onda de viento cortante, la cual avanzo varios metros hasta disolverse con la atmosfera ~Rankyaku~  musito Evans el nombre de la técnica mientras con su mente trataba de recordar las sensaciones de su cuerpo al hacerla, para de este modo descifrar la física en aquel ataque, que el albino ya hacia e forma  automática. Esto lo hacía debido a que le era imposible reproducir aquella técnica con su espada, cuyo filo obviamente era más delgado que el ancho de sus pies, haciéndole pensar que lo único que podría hacer falta… aparte de la memoria muscular que la hiciera por si solo… es aplicar exponencialmente la velocidad y la fuerza… lo que aunque se podría decir muy sencillo, pero era obviamente una técnica de alto nivel de dificultad, al menos para ser calibrada en los brazos de cualquier CP.

El primer intento infructífero, lo realizo tras desenfundar su espada, agitándola en un movimiento descendente con la intensidad que colocaba en su pierna, teniendo como resultado no más que el sonido del aire cortado y una muesca hecha en el piso de madera de la embarcación causada por la punta de la espada que había descendido violentamente hasta enterrarse en el suelo. ~Mierda… el capitán se molestara si daño mucho mas la superficie…~ esto era un hecho… además de que seria sospechoso una popa dañada por un simple burócrata, por lo que moviéndose unos cuantos pasos de forma inocente para no verse sospechoso Evans se preparo mental mente para continuar.

El segundo intento, el cual daría más esperanzas seria un movimiento similar al desenfunde, colocando la espada a su lateral inferior derecha, sujetándola con ambas manos y esta vez haciendo un corte ascendente transversal, esta vez con mucha más fuerza en el tajo, pero con una velocidad idéntica a la del intento anterior. Este corte liberaría una onda de aire la cual se desplomaría en poco metros del albino el cual satisfecho y con una sonrisa en rostro puesto que obvio era que cerca estaba del resultado final, lo que sería una logro de hacer una sola noche, puesto que aunque el Rankyaku era una de las técnicas más flexibles del Rokushiki, pocos eran los espadachines que habían logrado mesclar con su espada esa milenaria técnica de lucha, diseñada para combatientes cuerpo a cuerpo.

Sin siquiera bajar la espada observando su gran intento fallido y analizándolo sobre la marcha, Evans decidió intentarlo una vez más, esta vez con un corte horizontal, hecho con su mano diestra la izquierda, esta vez con un poco más fuerza y más velocidad, el alvino agito su espada, esta vez colocando su alma en ello, dando como resultado un rankyaku casi perfecto, puesto que se agitaba un poco en su vuelo, el cual cruzaba varios metros en el mar hasta desaparcar como el primero lanzado por la pierna. ~Casi perfecto~ musito Evans mientras dejaba caer su espada al suelo para recargarla mientras pensaba en como seria su próximo intento, cuando sintió un jugueteo entre la cacha y su espada. Al parecer ese desperfecto en sus armas de baja calidad que entregaba el gobierno era el causante del fallo, puesto que obvio era que sus piernas siempre se encontraban firmes a la hora de atacar por lo tras hacer un ligero sonido con su boca en modo de descontento, “tsk” Haine enfundaría su arma y la arrojaría al mar, puesto que más simple era pedir un remplazo que mandar a reparar aquella espada de metal barato.

Desenfundado su espada restante, Evans agito su arma en un corte recto descendente con las mismas características que el anterior, del cual brotaría una haz de viendo perfecto, el cual era el resultado esperado… al parecer la nueva técnica había sido creada y solo faltaba pulirla mediante la práctica, lo que haría otra noche, puesto que un llamado del capitán anunciaba que la tierra estaba cerca y tenía que prepararse para su nueva misión.

Con | En | Hora | Creado por Euphoria

_________________
avatar
Haine Evans

Mensajes : 158
Fecha de inscripción : 27/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [FIC] Entrenamientos de Haine Evans

Mensaje por Haine Evans el Miér Jul 17, 2013 1:35 am

Entrenamiento #2

~Quince mil…~ Ese fue el susurro que salió de la boca de aquel hombre que haciendo recuento de su historia, llegaba a la cantidad de vidas que sus manos y aceros habían arrancado… esto no como señal de arrepentimiento y mucho menos como muestra de arrogancia, si no con una sensación de vacío y debilidad… puesto que desde los diez años, en los cuales ya tenía conocimiento y pleno manejo de las cinco artes, sus habilidades de combate habían tenido un aumento mínimo… algo realmente lamentable, pero en gran medida culpa de su personalidad sedentaria, que le hacía no entrenar u aprender nuevas habilidades a menos que esto estuviera por escrito.

Mirando por la ventanilla del camarote, observaba realmente hacia ningún sitio, puesto que incluso el cielo y el mar parecían uno mismo a la deriva en aquella obscura noche en el mar, mientras consideraba que en tequila WOLF aquella cifra subiría drásticamente pero su habilidad continuaría igual… triste realidad, puesto que aunque su mera habilidad de no morir le había servido para derrotar hombres mucho más fuertes que él, Evans estaba convencido que ello no serviría en el próximo nivel llamado GRAND LINE… donde solo monstruos como aquel deforme de la bazuca… incluso este parecería débil con las bestias de ahí.

Sumido en la efímera desesperación, ya sin vino y aburrido de la pésima colección de libros que aquel gran buque tenía para ofrecerle, el agente que era cortes mente conocido como el “Inmortal” decidió que ya era hora de romper su reposo estirando un poco su cuerpo y practicar así una técnica que tenía tiempo dándole vueltas en su cabeza… la cual tendría por demás su cello particular… por lo que sin más complicarse o auto-convencerse, este se coloco de pie, abandonando la comodidad del sillón de piel y del camarote, este giro la manecilla de la puerta para salir.

Afuera a pesar de que ya habían pasado más de un par de horas, desde su llegada, el cielo se veía tranquilo eh inmutable al igual que el clima, siendo la lejanía del puerto y la posición de la luna el único cambio notable desde que este se había recluido en el cuarto. Una onda de aire fresco le despeinaría para recibirlo en el mar abierto, mientras este caminaba hasta quedar afuera de la torre de mando, la cual era el punto más alto del barco y mirando este dijo en voz baja dirigiéndose a su bestia interna ~Este es el lugar adecuado.~

Tras aquella decisión… la cual tomo tras considerar que en aquel sitio sería casi imposible ser molestado… Evans comenzando a hacer gala de un  “GEPPOU” bastante elegante en sus pasos, comenzó a subir en línea recta, por la izquierda de la torre de mando para no ser visto por la tripulación, hasta llegar a la cúspide donde con un giro completo aterrizaría de modo limpio y perfecto en aquel punto alto del barco, el cual contaba con una superficie de aparentes  40 x 20 metros.

Ya arritas, tras ver el paisaje del gran mar que tanto le gustaba y observa como todos los que se encontraban en la superficie del barco trabajaban y andaban sin haber notado nada, lo que era perfecto puesto que aplicaba perfecto al plan de no llamar la atención. ~Otra vez en un techo, seguro te gustan… bueno apúrate a entrenar esa técnica… la más fuerte y mejor. ~ Aquellas palabras de la personalidad destructiva del albino salieron con un tono más arrogante que de costumbre, pero este callándolas con un ~Jum… calla ególatra~ desenvaino su espada y camino algunos pasos hasta llegar a la orilla posterior donde ninguno de sus intentos seria visto Evans se concentró para comenzar.

Desenvainando una espada, este realizo una serie de 20 “RANKYAKUS” seguidos, los cuales abandonarían su espada en línea recta todos, aunque con inclinaciones diferentes, lo cual solo sería un calentamiento para sus brazos que llevaban días sin moverse al fulgor de la batalla. Al terminar aquel combo bajo su brazo para dejarle descansar mientras que con su mano derecha limpiaba algunas gotas de sudor que habían brotado mientras este para sus adentros comenzaba a recordar el cómo había visto ejercerse “RANKYAKUS” personalizados, los cuales aunque lucían sencillos a primera vista eran por obvios motivos muchos más difíciles de lo que aparentaban… como toda técnica de CP.

En su primer intento, descalabrando lo que realmente era la técnica, el agente agito su espada de modo horizontal, de tal modo que la punta fuera la que soltara la fuerza al aire y de este modo la comprimiera, creando lo que a simple vista parecía un cañón de aire, el cual realmente no tendía mas utilidad que de mover un molino, pero era el modo perfecto de comenzar, puesto que era la forma base de aquella forma que deseaba darle para cuando la técnica estuviera terminada.

El segundo intento seria simple… esta vez colocando el doble de fuerza, aquel rankyaku logro revotar por el suelo de un modo similar al que si fuera un perro corriendo, haciendo en el aire y en la poca superficie de suelo, algo similar a los patitos que se hacen al arrojar piedras al mar… ahora solo faltaba darle esa particularidad forma y con ello el poder ofensivo que saldría de las irregularidades de la onda de viento… y para ello realmente no tenia modo ni forma que se pudiera ocurrir… por lo que tomando su espada con ambas manos y cerrando sus ojos repitió el proceso con mas fuerza, pero esta vez dejando su vida en ello… colocando algo que la gente solía llamar alma, su personalidad y sus defectos, al punto de poder colocar en su tajo parte de su esencia, la cual elevaría su poder, para de este modo poder darle la forma de un perro demoniaco el cual corriendo en línea recta y cortando como si una maquina de ranquiaku todo lo que tocaba, avanzaba con poder hasta perderse de la vida del usuario de la Yomi Yomi… una técnica perfecta.


Con | En | Hora | Creado por Euphoria

_________________
avatar
Haine Evans

Mensajes : 158
Fecha de inscripción : 27/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.